30/12/2010

TURRÓN. ¡QUE YO TAMBIÉN HICE TURRÓN! ¡FELIZ 2011!

¡Hola, hola! ¿Me dejáis pasar? ¡tam, tam, tam,! ¿hay alguien? Por favor, por favor, que por pocas no llego a fin de año. ¡Ay, si es que he estado muy malita! Tranquilos, que estoy bien, o un poco mejor.
Después de la cena de Nochebuena, la comida de Navidad, y el día de descanso, me pillo una gripe. ¡Bueno, supongo que alguien dejó sus virus por ahí, y los pillé yo! ¡pero bien pillados!
Que hacía más de 27 años, y no exagero, que no tenía fiebre. Así es que imaginaros lo malita que he estado.
¡ay, pobrecita de mí! jajajajja, más mala que un dolor...Eso decía mi madre cuando era pequeña, que era más mala que un dolor.
Pues así he estado, con dolores por todo el cuerpo, fiebre, y sin ganas de nada, más que dormir. Pero ya estaba harta. Y ahora que mejoro, estoy mareada. ¡será posible! ¡Vaya vacaciones! Parece que las estaba esperando para ponerme mala.
Pues, sí, yo también hice turrón, y del bueno, pero como no podía ni levantarme, pues ahí se quedó, en el frigorífico, y nadie lo había probado aún.
Y también, al final, hice la cena de Nochebuena. Se me ocurrió a última hora, como era de esperar.
Y el turrón era uno de estos dulces que preparé.
Ayer corté un trocito, le día  a Manolo, y al probarlo le cambió la cara, y dijo: ¡ummm, es turrón, qué rico! Y no está empalagoso, aunque a mí me lo parecía, por la pinta.
Es la primera vez que lo hago, de una receta de hace un montón de años. Y como no tengo muchas ganas de comer (eso es lo mejor para mí en estos momentos, y lo mejor de mi enfermedad), pues tuve que fiarme de su opinión. Él tiene buen paladar.
 Os dejo la receta:
Ingredientes:
  • 250 gramos de azúcar,
  • 250 gramos de miel,
  • 350 gramos de almendras tostadas y peladas,
  • 250 gramos de avellanas tostadas y peladas,
  • 5 claras de huevo,
  • canela en polvo,
  • obleas para los moldes.
Preparación:
  • Tritura las almendras y las avellanas hasta que consigas una pasta granulada. Puedes hacerlo también en un mortero,
  • Colócalas en una fuente honda,
  • Bate las claras a punto de nieve e incorpora las almendras y las avellanas,
  • Remueve hasta que consigas una masa,
  • ESpolvorea con un poco de canela,
  • En un cazo, echa la miel y el azúcar y calienta a fuego lento, hasta que el azúcar esté disuelto,
  • Añade la mezca de frutos secos y las claras y cuece unos 20 minutos más, a fuego suave, y removiendo para que no se pegue,
  • REtira del fuego.
  • Reparte esto en moldes rectangulares, forrados con obleas, o con papel de horno,
  • Aplana con una espátula y deja enfriar, con un peso encima, unos diez díaz, en lugar fresco y seco.
Propiedades del turrón de jijona y un poco de historia:
El turrón es el dulce español más internacional que existe. 
Su elaboración se comprone, principalmente, de miel, azúcar y almendras, elementos representativos de la dieta mediterránea. 
Sus orígenes se remontan al pueblo árabe, que tenía una gran aficción por los dulces en las fiestas religiosas, incluso cuando el azúcar no era conocido todavía ni en Europa ni en el Norte de África.
Esta costumbre pasó a muchos pueblos europeos, como los fronterizos con los reinos de taifas que se formaron en la Península Ibérica.
De este modo, el consumo de este tipo de dulces comenzó pronto a formar parte de las costumbres gastronómicas cristianas, especialmente durante las festividades religiosas más señaladas.
El turrón de jijona, por su elevada cantidad de vitamina E, es un alimento beneficioso para nuestro sistema circulatorio. Este alimento también tiene propiedades antioxidantes, es beneficioso para la vista y puede ayudar en la prevención de la enfermedad de Parkinson.
Debido a su alta cantidad de calorías, este alimento no es recomendable para tomar si quieres mantenerte tu peso o si estás siguiendo una dieta para adelgazar.

Y esperando que el Año próximo traiga más Paz en el Mundo, que la Economía se recupere, aunque sea poco a poco, pero gradualmente; que las enfermedades no aprieten mucho, sobre todo a los más débiles; que no haya muchas catástrofes naturales; que la gente no esté sola; que las parejas que viven juntas se quieran; que los niños y las niñas sean felices, que tengan comida, ropa, juguetes y gente que los quiera y jueguen con ellos; que las parejas que se han separado, se respeten y se lleven bien; que las personas mayores no estén solas, que tengan con quién hablar; que los sueños agradables se cumplan, y los desagradables, se esfumen;
Esperando todo eso, os felicito para el nuevo año que comienza, y os invito a que visitéis esta dirección, con un precioso villancico en la voz de Laura León.
¡FELIZ 2011!

23/12/2010

LLUEVEN BOMBONES. "Inauguración de la Casita Dulce de las Flores" Y FELICES FIESTAS

Hola. Y llueve, y sigue lloviendo. Caen chuzos de punta.
A pesar de la lluvia y del frío intenso, la Navidad y las Fiestas se acercan muy aprisa.
El tiempo pasa, y otro año más pensando qué poner para comer en Nochebuena. Y cuando termina, y aún estás reciclando las sobras de ese día, tienes que pensar qué poner para Nochevieja.
Pues, a estas alturas, en la fecha en que estamos (en mi casa seremos 12), no sé qué vamos a cenar. ¡Y no será porque no hay recetas por ahí, a cual más rica!
 Recetas vuestras. De sopas, de cremas, aperitivos, carnes, pescados y un sinfín de postres, galletas, bizcochos y demás, que "quitan el sentío".
Pero de verdad, de verdad, que no sé qué voy a cocinar. Supongo que en el último momento, me llegará la inspiración.
Mientras tanto, sigue lloviendo. Lo hace fuerte. Muy fuerte. Incluso en algunos sitios, hasta dan lugar a inundaciones, y más de una en un mes.
¡Cuánto me acuerdo de quienes no tienen una buena casa para resguardarse de tanta lluvia, de tanto frío! ¡Cuánto me acuerdo, ahora más que nunca, de quienes aún, teniendo un techo, se encuentran con la frialdad que da la soledad! El calor de un beso en la mejilla les está vetado. El ánimo y la fuerza que transmite un apretón de manos, está olvidado tiempo atrás. La complicidad de una sonrisa, ya ni la conocen...
¡Si yo pudiera hacer llover bombones para todos, bombones hechos con el cariño que yo los hago, y que explotaran, como los peta-zeta que tienen Mariló y Susana en su tienda, y salpicaran a todos de ilusión, de amor, de solidaridad...
¡Ay, si yo pudiera hacer eso! Todas las noches estaría derritiendo chocolate, atemperándolo, rellenando moldes, coloreando chocolate y enfriando, para hacer los mejores y más bonitos bombones!
 ¡Ay, qué de sueños!
 Solidaridad, Amor, Ilusión... ¡qué palabras más bonitas y completas! ¡Ay, si se pudieran poner en práctica, en todos los rincones!
¡Bueno! , como me voy a poner melancólica, y no quiero en estos días, voy a contaros cómo fue la INAUGURACIÓN OFICIAL DE LA TIENDA "LA CASITA DULCE DE LAS FLORES".
Es mi casa. Es casi mi casa.
-"Casita dulce" - "Me gusta"
- "de las Flores" - "Me gusta"
Y me gusta todo lo que hay allí. ¡Pues claro! Si es que es lo que estaba esperando hace muuuucho tiempo. Es que cuando entras allí, tan bonito todo, te encuentras a Susana, o Mariló, con su sonrisa, agradecidas de verte por allí. Y ellas no te venden nada. Se vende solo. ¡Y eso que es para trabajar más!
Te pones a mirar de un lado a otro:
 - ¡Esto! - ¡Me lo llevo!
- ¡Mira, mira, este molde para….! - ¡Me lo llevo también!
- ¿Que no te queda?Pues pídemelo, que vengo a por él.
El pasado domingo, se inauguró oficialmente la tienda, la ampliación, porque ha tenido que crecer, debido a la cantidad de cosas que han traído.
Allí nos reunimos amigos y familiares, arropando y acompañando a Mariló y Susana.
Ellas se volcaron en todos los detalles. Unos vasitos degustación de mousse de turrón con chocolate, bellamente decorados; bizcochitos, canapés… y muchas horas de trabajo. Aquí os dejo algunas fotos de ese día.
¡ah, y los bombones de la cabecera, los hice, en cuantito llegué a mi casa, con los moldes que había comprado ese mismo día! ¡Si es que no me pude resistir!
 ¿lo veis? ¿No os lo decía yo? No me puedo pasar por allí, porque siempre cae algo. Y no me arrepiento en absoluto. Estoy más contenta que unas pascuas con mis dos moldes nuevos.
 Los de corazones de chocolate los rellené con ganaché de chocolate con leche. Y los rosas y verdes, los coloreé con un colorante especial para repostería.




  







17/12/2010

PANACOTA DE CAFÉ CON MELOCOTÓN CARAMELIZADO (300 seguidores)

¡Qué número más redondo! 300. Muchas gracias a todas aquellas personas que pasan por mi cocina. Muchas gracias también a quienes hacen algún comentario, para bien o para mal. Y muchas gracias a aquellas que me siguen sin dar la cara (Ahora que me acuerde: mi prima Ana Mari, Mariví Palacios, mis amigas de Jaén, mi amigo Manolo... ). Gracias por estar ahí. Y para celebrar este número redondo y tan bonito como es el 300, un postre de alta cocina, fácil de preparar. Panacota. ¡No te asustes! Se parece a un flan, pero es mucho más liviano. Es un postre típicamente italiano. La traducción literal es "crema cocida".


A mí no me gusta el café, pero quienes lo han probado, dicen que está exquisita.

Ingredientes:
  • Cuatrocientos gramos de nata para cocinar,
  • Cien gramos de azúcar,
  • Cinco hojas de gelatina,
  • Un sobrecito de nescafé,
  • Dos cucharadas de brandy,
  • azúcar para caramelizar la flanera,
  • Tres melocotones,
  • Ciento cincuenta gramos de azúcar,  (este azúcar es para la segunda parte, para los melocotones).
  • Unas gotas de limón, 
Preparación:
  • Ablanda las hojas de gelatina en agua fría. Coloca la nata y el azúcar en un cazo al fuego y cuando esté caliente, añade las hojas de gelatina escurridas.
  • Déjalo a fuego suave, removiendo.Añade el café y el brandy. Mezcla muy bien.
  • Si ves que el café no se ha disuelto bien, pásado por un colador y viértelo en flaneras previamente caramelizadas. Déjalo en el refrigerador hasta que esté cuajado (unas tres o cuatro horas)
  • Pela los melocotones y trocéalos. Echa el azúcar con unas gotas de limón y agua. Deja que se caramelice un poco, que el azúcar se vaya dorando con el limón. Echa los melocotones troceados hasta que se vayan dorando.
  • Desmolda la panacota pasando el molde por agua caliente. Adorna con los melocotones y sirve.
¡Está buenísimo, para quien le guste el café, claro! ¿y has visto qué facil?

CON ESTAS CANTIDADES SALDRÁ PARA 4/6 COMENSALES.

 (1) El melocotón: Fruto carnoso con multitud de propiedades beneficiosas, como anticancerosas, especialmente en la protección de cánceres de estómago. Protege nuestras arterias. Su presencia en el cuerpo garantiza la buena salud de la visión, impidiendo la formación de cataratas, mejora el buen estado de la piel, dientes o encías. Alimento poco pesado, ayuda al hígado a realizar los procesos digestivos. Es bueno para los jóvenes en período de crecimiento o que necesiten energía en época de estudios, porque aporta energía. También para las personas mayores, ayuda a prevenir la descalcificación. Por la abundancia de niacina, serena los nervios y previene estados de ansiedad o estrés.

14/12/2010

GUISO DE PATATAS CON SETAS

Una fría mañana del mes de diciembre. Son las 5 de la mañana. El sol no ha salido aún. Las luces de las casas se están encendiendo. Un grupo de hombres y mujeres, provistos de cestas, bastón y navaja,  y con ropa de abrigo quedan en la plaza. Buenas botas de campo, para poder andar por el monte. Se reparten en los coches. Canciones, chistes y otras ocurrencias van llenando el espacio, calentando el cuerpo. Una parada en el bar de carretera, para tomar un buen café calentito y una rebanada de pan con aceite de oliva, del bueno.
LLegan al lugar. Se adjudican la zona. Este grupo por la parte de arriba. Éste otro por el lateral derecho, el otro por el lateral izquierdo. La tarea: buscar setas. Es el mejor momento. Hace poco que ha llovido. La tierra está húmeda. El terreno está listo. El otoño es la mejor época para coger setas. Las lluvias de otoño hacen renacer las setas. Hay bastantes tipos de setas, algunas comestibles, como las setas de cardo. Otras no tanto. Hay que tener cuidado. Pero la mayoría de estas personas las conocen, de otros años, o han asistido a jornadas donde se les ha informado bien. El sol comienza a salir. Las cestas se van llenando,poco a poco. No se deben utilizar bolsas de plástico, porque las setas no transpiran y se deterioran rápidamentán. Están prohibidas. En cestas de mimbre, para que así puedan caer las esporas, y volver a nacer más adelante. Y eso lo saben bien, por eso las buscan con cuidado, y las introducen en esas cestas grandes de miembre. Hay que andar mucho. Hay que saltar vallas. Se encuentran con vacas. Muchas vacas. Y cerdos. Algunos salían para ver qué ocurría.  Y pasaban cerca. Divierte. Hay que seguir buscand. Se agacha. Hay que rebuscar bien, y utilizar la navaja  para no arrancar la seta. Pero no siempre. Si no están seguros, las dejan allí, que al monte todo le viene bien.
- ¡Aquí hay una...!, ¡Corre!, por la derecha! ¡qué chuli! ¡No, no, esa no, con lo bonita que es!
- Corta el tronco con cuidado. ¡ey, que me ha pasado un cerdito...
Se debe respetar el entorno natural. Lo dijeron en las jornadas.
La lección bien aprendida. Se sigue caminando. Se disfruta del paisaje. Del agua. De las hojas de los árboles, de todos los colores. Los colores del otoño. 
Las fuerzas comienzan a flaquear. Almuerzo en el campo. Un buen bocadillo. Y después, se revisa la cosecha. Se limpian un poco las setas, allí mismo. El viento sopla. Hace frío.  
Vuelven a casa, con las cestas llenas. La voz cansada. Las piernas y  la cintura doloridas. El ánimo vivo. Ha sido una jornada maravillosa, en contacto con la naturaleza. Hoy dormirán mucho mejor.

A esto le llaman TURISMO MICOLÓGICO, cada vez más extendido. Cada vez más popular.
La Sierra de las Nieves es uno de los mejores lugares para coger setas en Andalucía. Estas fotos no son mías. ¡Ojalá! He tenido que sacarlas de internet. Corresponden a Andrés Aguayo Maldonado. Y éste es su espacio, donde encontrarás muchas más fotos (¡preciosas!, por cierto) e información.
SETAS DE RONDA
Por gentileza de mi compañera y amiga Gracia, una de esas personas que madrugó más que el día, han llegado a mis manos unas setas recién cogidas.
Y para no perder esos sabores tradicionales, los de siempre, fáciles y con un resultado excelente, las preparé de esta forma, la que hacía mi madre, cuando mi abuelo, Juan Antonio, nos traía níscalos. Él los traía de la Sierra de  Segura, en Jaén.
Y cuando traía níscalos, teníamos "níscalos hasta en la sopa". Y nunca mejor dicho: níscalos en salsa, tortilla de níscalos, níscalos guisados con patatas, sopa de níscalos, níscalos a la plancha, níscalos fritos, arroz con níscalos..., y un sinfín de recetas que mi madre se sacaba de no sé dónde, que a ella le venían muy bien, pero que a nosotras nos cansaba. Y ahora, ¡si los pillara! ¡qué daría yo por unos buenos níscalos! Cogidos con amor, como lo hacía mi abuelo, para nosotras, para su hija, para sus nietas.
Aquí os dejo mi receta:

Ingredientes:
  • Cuatro patatas medianas,
  • Un litro de caldo de verduras (puedes prepararlo antes o echar agua y una pastilla de concentrado),
  • 300 gramos de setas,
  • Una cebolla grande,
  • Dos tomates rojos, o una lata de tomate triturado,
  • Dos dientes de ajo,
  • Una cucharadita de pimentón, mitad dulce, mitad picante,
  • Una cucharadita de tomillo,
  • Una rama de perejil,
  • Tres cucharadas de aceite de oliva extra virgen,
  • Sal y pimienta.
Preparación:
  • Pela la cebolla y pícala,
  • Rehoga en una cacerola honda con el aceite diez m inutos, hasta que esté transparente,
  • Pela los ajos y pícalos,
  • Añade los ajos, el tomillo y los tomates pelados y rallados, o el tomate triturado,
  • Rehoga de nuevo unos 15 minutos, aproximadamente, removiendo para que no se pegue,
  • Pela y trocea las patatas, en trozos regulares,
  • Limpia bien las setas quitando la parte terrosa. Seca con un paño húmedo y trocea,
  • Incorpora las patatas y las setas a la cazuela. Rehoga cinco minutos y añade el pimentón.
  • Salpimenta, echa el vino y el caldo caliente.
  • Cuece durante 20 mintuos, hasta que las patatas estén tiernas.
  • Deja que repose unos minutos.
  • Puedes echarle perejil por encima.
Opcional: Unas costillas de cerdo. En este caso, échalas antes que las patatas y las setas, unos diez minutos antes.

Propiedades de las setas comestibles.
Han sido uno de los alimentos más antiguos. Setas, raíces, frutos y hierbas. Los romanos tenian un amplio conocimiento de las setas. En tiempos de crisis, la recolección de setas aseguraba una buena parte de la alimentación durante la época de invierno.
Cada vez más se van conociendo las propiedades beneficiosas que tienen las setas comestibles, como propiedades antiinflamatorias,  que puede servir para la lucha contra algunas enfermedades.
EStudios recientes indican que las setas y hongos son buenos para prevenir y ayudar a la curación de algunos tumores. Se estimulan los glóbulos blancos, y eso produce más resistencia para las infecciones y los tratamientos médicos.
En oriente se han utilizado desde hace mucho tiempo (maitake, shiitake, reishi...). En occidente ya se están introduciendo también.
A lo largo de la historia también se han utilizado en ceremonias o rituales mágicos.
¡CUIDADO CON LAS MÁS BONITAS!

11/12/2010

TABLETA DE CHOCOLATE de PETA-ZETA Y BOMBONES DE GANACHÉ Y LICOR

Lo último que he realizado con el chocolate.
"Los últimos serán los primeros"

TABLETA DE CHOCOLATE:

Ingredientes:
  • Un molde para tabletas,
  • 250 gramos de chocolate negro,
  • 70 gramos de manteca de cacao,
  • Media hoja de transfers,
  • tres cucharadas de peta-zeta de chocolate.
 Preparación:
  • Funde, al baño maría, dos terceras partes del chocolate,
  • Cuando esté casi derretido, echa la otra parte y la manteca de cacao,
  • Remueve, y cuando no queden trocitos de chocolate, vuelve a calentar unos segundos.
  • Limpia y seca bien el molde.
  • Recorta trocitos de transfer al tamaño de las cuadrículas,
  • Colócalos con cuidado por la parte con menos brillo.
  • Vierte el chocolate por encima, una capa finita,
  • Da unos golpecitos a los lados para que suban las burbujas de aire a la superficie,-Da
  • Deja enfriar unos minutos y reparte los peta-zeta por toda la tableta.
  • Deja enfriar otros 5 o 10 minutos, y termina incorporando la otra capa de chocolate, que cubra los peta-zetas.
  • Deja enfriar durante unas horas.
  • Cuando lo desmoldes, quita con cuidado los transfers.
  • Puedes envolverla en papel plateado o dorado.
BOMBONES DE GANACHE Y LICOR:

Ingredientes:
  • 150 gramos de chocolate negro o con leche,
  • 50 gramos de manteca de cacao,
Para el ganache:
  • 70 gramos de chocolate blanco,
  • Dos cucharadas colmadas de nata líquida,
  • Unas gotas de licor (ron o brandy).
 Preparación:
  • En un cacito calienta la nata hasta que empiece a hervir, a fuego medio, con cuidado que no se pegue,
  • Trocea o ralla el chocolate y vierte por encima,
  • Mezcla con cuchara de madera hasta que se mezcle y se derrita el chocolate.
  • Deja enfriar.
  • Cuando esté frío, mueve bien con la cuchara de madera para que se ablande.
  • Rellena los moldes con el chocolate negro, una vez atemperado como con el chocolate de la tableta),
  • Deja que se impregnen las paredes y el fondo, da la vuelta sobre una rejilla para que caiga el chocolate sobrante,
  • Retira el chocolate con una espátula o cuchillo ancho.
  • Mete en el frigorífico. Deja unos 20 minutos,
  • Rellena con el ganache, hasta la mitad. Da unos golpecitos suaves para que no coja burbujas,
  • Deja enfriar otros minutos más, y tapa con una capita del chocolate anterior.
  • Mantén en el frigorífico unas horas antes de desmoldar.
  • Conserva en cajitas.
Diccionario culinario:
Ganache: Es una crema de trufa de chocolate y nata.  Se puede hacer con distintos chocolates. Se aromatiza con licores, esencia de vainilla, o zumos. También se le puede echar frutos secos molidos.
Transfer: es una hoja o lámina de acetato, donde se imprimen detalles decorativos comestibles para chocolates o tartas... Estas decoraciones se realizan con manteca de cacao (si te acercas lo olerás), leche, lecitina de soja y azúcar; y por supuesto, colorantes. ¿tú te acuerdas las calcamonías que utilizábamos de pequeños? Pues es algo parecido.
Peta-zeta: es un caramelo carbonatado, también conocido como caramelo con chasquidos. Su mayor característica se encuentra en la exposición de sus ingredientes al alnhídrido carbónico, que se queda atrapado en el caramelo. Cuando el dulce se introduce en la boca libera esas partículas al contacto con la saliva, que producen sonido y una sensación de explosión y efervescencia.
Dónde compro:
Los peta-zetas bañados en chocolate, los transfers, el chocolate y la manteca de cacao, en "La casita dulce de las flores". Puedes hacerlo también por internet. Y encontrarás precios muy buenos.

ASÍ TE PUEDES QUEDAR UNA VEZ QUE TE HAS COMIDO UNO DE ESTOS BOMBONES:

¡FELICES SUEÑOS!

7/12/2010

1er. ENCUENTRO BLOGUEROS GASTROTUR 2010 (Mi experiencia)

OS ANIMO A QUE LE DÉIS AL PLAY (que no sé cómo ponerlo para que salga solo) PARA ESCUCHAR LA MÚSICA MIENTRAS LEÉIS ESTO.
¡Ya era hora que apareciera! ¿no?

Desde que me fuí a Granada no he tenido tiempo para nada. Todo ha ido surgiendo demasiado aprisa: actividades ya programadas (de las que daré cuenta en su momento), trabajo, tareas domésticas, malestares varios, problemillas...
No podía pasar más tiempo sin contaros cómo fue mi experiencia en GASTROTUR 2010, concretamente en el 1er. Encuentro de blogueros y blogueras, celebrado los días 19 y 20 de noviembre pasados. Espero no aburriros demasiado.

Es la primera vez que asisto a uno de estos eventos, y con lo que he vivido, espero y deseo que no sea la última.
La visita a Granada ya suponía para  mí un encuentro deseado, porque allí viví más de 11 años; allí nacieron mis hermanas (concretamente en Armilla, donde se encuentra FERMASA, el Palacio de Ferias de Muestras, que acogía esta Feria), y es una ciudad que admiro por su belleza y su historia. Antes de salir, ya tenía ese gusanillo que se siente cuando vuelves a un sitio conocido y querido.
El simple hecho de compartir esto con mis amigas y amigos blogueros, también era un punto a favor para desear que llegara el día. Laurita de Cocinax2,  Reme de Alsurdelsur, Maribel y Ángel, de Cocina de Reyes y Rafa, de Cucharón y paso atrás, al que conoceríamos en el mismo Encuentro.-
Nada más llegar nos estaban esperando para ponernos al día de todas las actividades que nos tenían preparadas, y ahí comencé a trabajar. Digo comencé porque se quedó ahí. Si apuntaba, me perdía detalles de las explicaciones; así es que dejé la escritura para otro momento.
Y allí conocimos en persona a Ana, del blog Cocinando entre olivos, una parte importantísima de la organización, la que nos atendió desde el principio, la que nos mandó todos los detalles de nuestro viaje, la que nos recibió y nos presentó a nuestros compañeros y compañeras.   Yo ya la seguía desde  hace tiempo, y fue muy agradable conocerla, como lo fue conocer a Apicius, del blog La cocina paso a paso, al que tantas veces había leído y disfrutado de sus recetas tan maravillosas, sus menús, y sus aventuras con los inventos, como el de hacer cerveza. Cuando leí este proyecto en el que estaba inmerso, me sorprendió mucho la explicación de cómo hizo la cerveza, paso a paso. ¡Increíble! Un personaje muy admirado.
Comenzamos la visita por la feria, donde pudimos comprobar y degustar algunos de los productos más típicos de la gastronomía granadina.
Entre ellos destacar los mini-piononos (el primer pionono gourmet), pastelitos que acapararon todas las miradas golosas que allí nos acercamos. Para mí fue otra experiencia que me traía recuerdos de la niñez. Gratos recuerdos. Nunca los había probado de ese tamaño, y fue un placer para el paladar, para la vista y para la memoria. Dulce y sabroso, de un intenso sabor, pero a la vez delicado.
¡Si mi madre hubiera estado allí...!
Me he enterado más tarde que estos piononos los pueden mandar a toda España, en cajas de 6 y 12. No me quedaré con las ganas de pedir alguna, en cualquier momento. Dejo el enlace, por si interesa. piononos gourmet a domicilio

Vinos, aceites con denominación de origen, pasteles, quesos, embutidos..., todos iban llamando nuestra atención por distintos motivos.
Otro de los stands que hizo que nos paráramoos, fue  el del chocolate orgániko, donde nos daban a conocer la creación de un obrador de chocolate ubicado en Madrid, elaborando  sus propos chocolates a partir de habas de cacao trinitario 100% Biológicas. Según ellos mismos: "El primer chocolate Bio Hecho de Sueños". Parada obligatoria para adquirir algunas tabletas y probar así esos sabores intensos, ácidos, amargos y afrutados de los que nos hablaban.
Y entonces, después del chocolate, o antes (no recuerdo bien), pasamos por un stand-mostrador con pan de Alfacar. ¡No me lo esperaba! Y de nuevo, mis recuerdos afloraron como si fuera ayer, cuando iba a la tienda todos los días a comprar el pan, pan de alfacar...
Vivo en Málaga, y cuando llegué por primera vez a la panadería de mi barrio, y pedí una barra de pan (pensando en el de todos los días), me preguntaron: ¿de viena, pan blanco, pan integral, piña, baguette, pan de pueblo, pan con semillas, pan chapata, pan cateto?... ¡y yo qué sé cuántas clases más..!
- ¡Pero, si yo sólo quiero una barra de pan, normalita, para comer...
Este recuerdo me hizo sonreír mientras mordía y sentía en mi boca la textura de este pan, hecho de forma tradicional, con los mejores ingredientes, con "masa madre" cuya fermentación se desarrolla bajo las condiciones naturales de Alfacar y Víznar, el agua de Alfacar, que da nombre al pan.
Desde que vine a Málaga no lo volví a probar, y de eso hace ya más de 25 años.
¡Ya se dice tiempo! Otro deleite para mi paladar, y me repito, para la memoria más grata de otros tiempos vividos, recordando incluso el olor a pan y magdalenas recién hechas que llevábamos a hornear a la tahona de debajo de nuestra casa.Teníamos pan y magdalenas para toda la semana.

Pronto tuvimos que hacer un descanso en la visita, porque nos tenían preparado un aperitivo con productos de Granada: aceitunas, pepinos, tomates, queso,  y jamón cortado allí mismo, con una maestría que se te iban los ojos detrás del cuchillo.
En este momento ya comenzamos a conocernos entre nosotros: Apicius, Ana, Helena y Diego, del blog El capricho de Helena, etc. Nos íbamos presentando, preguntando de qué blog éramos, de dónde veníamos, cómo habíamos llegado hasta allí, quién nos había invitado, cómo había ido nuestro viaje... Un primer contacto muy agradable.
Y de nuevo, una visita rápida aún con el jamón en la boca del estómago, ya que teníamos preparada, a las 4 de la tarde,  CATA-MARIDAJE VINOS Y QUESOS DE ANDALUCÍA, dirigida por el sumiller Juan Muñoz, Presidente de ASU&ME.
Las mesas muy bien preparadas. Las copas alineadas de forma elegante. Comenzamos con cavas, luego vinos blancos y finalmente, vinos tintos. Un plato de queso, y cada uno de los 7  trozos, teníamos que probarlo con varios vinos, a ver qué combinación nos gustaba más. Según nos explicó Juan Muñoz, primero había que tomar un traguito de vino, acostumbrar al paladar, y después probar el queso con otro sorbito de vino.
No entiendo mucho de vinos, y cuando terminó la cata, seguí igual. Para mí aquello fue una "macedonia" de vinos.  Las copas se iban llenando, con distintas tonalidades de rosas, luego dorados y luego rojos, más fuertes, más claros, más densos... El sumiller se afanaba en mostrarnos cada vino, explicarnos sus características más relevantes, y hacer que lo conociéramos entre otros muchos... 26 vinos en total.
Me hubiera gustado disfrutar más, y conocer más, pero eran demasiados.
Creo que hasta alguno que otro me perdí, porque no podía retener en mi cabeza tanto vino: afrutado, con aroma de madera, con más cuerpo, con sabor a frutas rojas en boca, con toques de hierba mojada... Términos que me son familiares, pero que soy incapaz de repetir con fidelidad.
Al principio, estaba un poco chispaílla, porque los cavas entraban muy bien. Las orejas ya estaban cogiendo un lindo color rojizo, pero paré a tiempo, y me dediqué desde entonces a olerlo, disfrutar de su color, y mojarme los labios.
Otra visita a la feria, para terminar de ver lo que no habíamos visto por la mañana.
No quiero olvidarme de la cata de mangos que tuvimos gracias a El Pedregal http://www.mangomotril.com/, Una exquisitez. Eran unos mangos de Motril, muy sabrosos y con mucho aroma. En su punto óptimo de maduración. Hasta ahora han sido los mangos más ricos que he probado. Refrescaban y te apetecía comer otro trozo más.
Seguidamente íbamos a disfrutar de una MASTER CLASS, a cargo del chef Marcos Pedraza, del Restaurante “Ruta del Veleta” de Granada, y Juan Andrés R. Morilla, del restaurante “El Clausstro”, también de Granada.
Eso de las Master Class lo había oido por la radio, en la tele, en periódicos o revistas especializadas; pero nunca había asistido a una de ellas.
Ver en directo cómo trabajan dos grandes chefs, utilizando métodos impensables para mí, fue muy instructivo y enriquecedor.
No me acuerdo muy bien lo que prepararon, pero sí que el resultado me sorprendió.
La clase de Marcos Pedraza a mí me resultó un poco más tediosa, porque todo lo tenía ya preparado con anterioridad, y sólo iba emplatando, dándole los últimos toques… Términos que no conocía, técnicas que no entendía. Me perdía un poco.
Juan Andrés R. Morillas, representante español en el BOCUSE D’OR, tomó el relevo.

Para mí -y esto es una impresión personal-, Juan Andrés R. Morillas transmitió a la perfección su clase. Amenos y espectaculares fueron sus platos. Había que vernos las caras: bocas abiertas, ojos atentos, y expresiones de sorpresa ante el resultado final. Juan Andrés y su ayudante, consiguieron que la hora pasara más rápidamente. Seguía sin entender las técnicas, pero la forma de explicarlo, me decía que aquello era muy fácil, y que cuando llegara a casa, yo podría hacer una de estas aceitunas, o la manzana que hay más abajo. ¡jajajaja, y yo que me lo creí!.

Arriba, una paletilla de cordero, cocinada al horno, a una temperatura concreta, durante mucho tiempo; luego congelada y para trabajar con ella, troceada. Las aceitunas, no son aceitunas. Si no recuerdo mal, una mezcla de queso con una reducción de vino de Pedro Ximénez, y tratadas con nitrógeno líquido. La primera vez que veo trabajar con él en directo. Es muy curioso.
A la derecha, otro plato que resultó espectacular. Una falsa manzana también. Trozos de melón, congelados en un molde semiesférico, unidas ambas partes, y la terminación en forma de manzana se la da el nitrógeno, y un baño de manteca de cacao, con colorante especial. ¡Bueno, así explicado parece muy fácil, pero tiene su técnica, que me encantaría
conocer y manejar, pero que creo que de momento no va a ser posible. Pero la “falsa manzana”, era igual que la auténtica. Mismo color, misma forma, aunque más pequeña.
No dió tiempo ni de cambiarnos de ropa, cuando salimos para la cena programada con antelación, en el Restaurante "La metáfora". Este restaurante está enclavado en pleno centro de Granada, en el Barrio del Realejo, a donde llegamos en varios taxis, ya que éramos un grupo numeroso. Un cóctel con un nombre precioso: "Sabores en Granada". Segunda oportunidad para reunirnos y conocernos más. Y allí, fue cuando entablamos contacto con María y Carlos, de guisaillopapa. Este blog no lo conocía, y me ha sorprendido mucho. Los dos, Carlos y María, malagueños, con mucha gracia. Muy simpáticos y sencillos. Yo pasé la noche un poco mal, ya que Carlos es bastante más alto que yo, y de sobra conocéis que no paso del metro y medio, con lo que, cada vez que le hablaba, mi cuello se estiraba todo lo que podía.También hablamos con Begoña, que es de Nerja, y tiene un blog también muy chulo, Las recetas de Marichu, Lola que tiene una página web Lola en la cocina, y otra Lola, de Almería, que su blog se llama AJOBLANCO.
¡Cuánta gente encantadora!

Estábamos muy cansados, y sólo hice unas cuantas fotos del menú que nos sirvieron; aunque lo peor de todo, es que fue de pie, y nos turnábamos para descansar en las pocas sillas que habían.
Al hotel llegamos tarde, ya de madrugada, y estábamos muy cansados. Una jornada intensa.

SÁBADO, 20 DE NOVIEMBRE:
El sábado fue más intenso aún, si cabe, ya que desde bien temprano nos reunimos para coger un autobús, que nos llevaría a nuestra ruta gastronómica. Charlas y risas fue la tónica del inicio de este viaje. Un paisaje de Granada, que dió paso a olivos y más olivos....
Primera parada, visita a la bodega "PAGO DE ALMARAES", adscrita a la Denominación de Origen Protegida Vino de Calidad de Granada, situada en Benalúa de Guadix.
Esto se encuentra en el Norte de Granada, donde hay viñedos de variedades tempranillo, cabernet Sauvignon, Syrah; Moscatel, etc..
Una bodega e instalaciones  muy modernas, que lleva en el mercado pocos años, y que en estos últimos ha visto cómo incrementaban su demanda, a pesar de la crisis.
Allí, Javier, el dueño, nos fue explicando con detalle la historia de la bodega, la elaboración de los vinos, materiales utilizados, etc...
Ha participado en varias certámenes y concursos, obteniendo premios en muchos de ellos.
Después fuimos invitados a tomar un aperitivo con queso, aceitunas, acompañados de un buen vino. Muy amable.
De camino a la siguiente actividad, se hizo el silencio en el autobús. Caimos como moscas. El cansancio se apoderó de todos tras el aperitivo, el vinito..., y el viaje se hizo más corto.
Alguien aprovechó la circunstancia para entretenerse haciéndonos fotos. ¿quién sería?.
Continuamos nuestro viaje hacia la almazara de aceite, "CONDE DE BENALÚA".  El tiempo empeoró y la lluvia ya era nuestra compañera de viaje.
La Cooperativa San Sebastián se fundó en 1954 con muy pocos socios. Ahora cuenta con más de 1.800 socios.
El objetivo principal es la elaboración y comercialización de un aceite de oliva virgen extra de variedad picual, característico de los MOntes Orientales de Granada. Presenta un potente sabor amargo y un agradable picor. Para ello se está potenciando los aspectos que diferencia este aceite de otros.
Durante la feria, se presentó el aceite AMARGA Y PICA. Este aceite nos sorprendió desde el momento que lo vimos en la Feria. Una etiqueta impactante. La cara de Juan Andrés R. Morilla (que en ese momento no sabíamos quién era), con esa expresión que pone uno cuando prueba algo amargo. ¡está chulo! Luego no es tanto. Amarga, sí, un poco, pero es agradable. Es un aceite denso. De esos que cuando se calientan crecen. El color verde es muy llamativo. Verde, como la hierba. Es de aceituna picual, el primer aceite que sale.  Es auténticamente, el zumo de la aceituna. Quienes sepan de catas de aceite, dirán más características de él. Pero es un aceite que gusta. La botella que me traje ya está vacía. Con un buen trozo de pan, para desayunar, es un placer para el paladar, para la vista, para el olfato...

El frío y el cansancio estaban haciendo mella, y el personal tuvo mucha paciencia con nosotros, y nos explicó, sin aburrimos, cómo fue el proceso de elaboración y creación de ese aceite de color verde, que tanto llamó nuestra atención durante la feria. En la mesa estaban representantes de la cooperativa, junto a Juan Andrés R. Morillas, que está colaborando en este proyecto.
Nos invitaron a conocer por dentro la almazara, los materiales utilizados e incluso vimos cómo salía el aceite. Nunca lo había visto antes, y me sorprendió. Estuvimos en la sala de envasado y ya había muchos palés preparados para ser enviado para su venta.
Después, y para templar un poco los cuerpos, nos ofrecieron un almuerzo bajo unas carpas instaladas para tal efecto. Almuerzo que nos supo a gloria, por el frío, el hambre y el cansancio.
Este almuerzo fue elaborado por Juan Andrés R. Morilla, reconocido y prestigioso profesional a nivel internacional. Es el campeón de España de cocineros.
Otro momento más para conocernos entre nosotros, para saber más, para apuntar las direcciones de los blogs, para compartir truquillos, para recordar aquel u otro comentario que hicimos una vez a uno de esos blogs.
Mientras saboreábamos aperitivos fríos, el agua se colaba por la carpa, y el suelo cada vez estaba más frío. Pero entramos en calor con un caldito calentito, que dió paso a los aperitivos calientes, a los fritos. Este caldito nos supo a gloria bendita.
El tiempo apremiaba, pero ninguno se quería ir, y el personal que nos atendía nos traía bandejas que teníamos que rechazar. Allí tuve la oportunidad de conocer más  de cerca Juan Andrés R. Morilla, que ya habíamos visto la tarde anterior en la master class, y nos había recibido en la bodega para explicarnos el proyecto puesto en marcha. ¡y aquí una foto con él. A ver si se me pega algo de su sabiduría!


 

Todo lo que nos trajeron, estaba delicioso, de auténtico lujo.
Terminamos nuestra visita en la tienda, donde compramos algunos productos, y nos regalaron una bolsa con información y muestras de este maravilloso aceite, aunque más de uno, y después de probarlo, quisiéramos ir de nuevo para cargar con más botellas.
El autobús nos esperaba para llevarnos de nuevo a la feria, donde nos esperaban más actividades, entre ellas una Mesa Redonda : "BLOGGERS, ¿PLATOS DE TEMPORADA O INGREDIENTE BÁSICO? ( MODA PASAJERA O HAN LLEGADO PARA QUEDARSE).
Mi grupo, el grupo de Málaga, se despistó, no encontramos el sitio donde se celebraba y no pudimos asistir. ¡Fue una pena, porque parece que estuvo interesante, hubo algún que otro debate!

Nada más terminar, quedamos de nuevo en la puerta de la feria, donde el autobús nos llevaría a visitar El Albaicín y una parte del Sacromonte. No pudimos hacerla porque había problemas de tráfico, calles cortadas por manifestaciones, etc. Así es que nos dirigimos directamente a una de las cuevas del Sacromonte, Los tarantos, donde nos ofrecieron un espectáculo flamenco, bajo la atenta mirada de un grupo de japoneses, que se apiñaban deseando estar ellos allí. Fue una media hora muy agradable.
Nunca había estado en una de estas cuevas, o al menos que yo recuerde. Me gustó la experiencia. Corta y sencilla. Pero como dice el refrán: "Si lo bueno, breve, dos veces bueno".
Después, a pocos metros de allí, nos acercamos al mirador de San Nicolás, en el Albaicín, uno de los sitios más bellos de Granada. ¡qué imagen más bonita!:  La Alhambra.
Dicen que en este lugar se ven los atardeceres más bellos de España. Yo lo compartíría con los atardeceres en Sanlúcar de Barrameda.
La verdad es que es un sitio encantador y mágico a la vez.
¡Me quedé embobada contemplando la Alhambra, de noche, iluminada...! Cuántos domingos he paseado por sus rincones. ¡Cuántas historias contadas por Salam y Riak, los inquilinos que mis padres tenían cuando vivíamos en Granada; de esas piedras, de su historia, de sus costumbres!
Y mirándola, observándola, una entiende cómo Boabdil lloraba por perder este paraíso.
La leyenda cuenta que Boabdil, último rey nazarí que hubo en Granada, tuvo que entregar la ciudad a los Reyes Católicos tras la conquista. Al marcharse y pasar por la colina donde se divisaba la Alhambra, echó la vista atrás y comenzó a llorar. Entonces, su madre le dijo aquella frase que ha quedado para la historia: “Llora como una mujer lo que no supiste defender como un hombre”.  Dicen que su espíritu pasea por la Alhambra. La canción es de los Puntos, pero yo la escuchaba por Medina Azahara.
NO pude resistirme, y de mi garganta, más mal que bien, salieron las notas de la canción:

"Dicen que es verdad, que su alma está encantada por perder un día Granada y que lloraba.
Cuando el sol se va, se le escucha hablar,  paseando su amargura por la Alhambra,
recordando y llorando por Granada."

A mi voz se unió la voz de Pedro, el marido de Lola, de Cartagena, y cuya página web se llama Lola en la cocina, y los dos, entusiasmados, entonamos esa vieja canción, que a mí, al menos, me volvía a traer más recuerdos. Y más, y muchos más... Casi un momento mágico, que no quería dejar de sentir.
Fue divertido y bonito.
Tras este momento de sueño, nos dirigimos al restaurante San Nicolás. Cuando atraviesas la puerta no sospechas lo que te vas a encontrar.
Este restaurante se encuentra en pleno corazón del Albaycín y con unas impresionantes vistas a La Alhambra. Un lugar único y privilegiado, donde también se deleita el paladar con unos platos riquísimos, y un ambiente elegante. Aromas, sabores, colores que embriaga a quien allí se acerca. Una velada inolvidable.

El restaurante fue el broche de oro para tan intensísima jornada. El cansancio se olvidó por completo. En la maleta se quedó mi vestido de florecitas, que había echado para la cena, y mis botas marrones, y el maquillaje que quería ponerme para reanimar este rostro cansado.
Y todo fue una sucesión de buenas vibraciones. más risas, más buen rollo... El camarero, Andrés, creo que se llama, se asustó cuando entró por primera vez con un aperitivo bien presentado. Como si de un famoso famosísimo se tratara, comenzaron a salir flash de todas partes. Una foto por aquí, otra por allí....
YA al final, él mismo, cuando entraba, lo hacía con las palabras: ¿foto, foto!, y allí que íbamos con la cámara cargada, buscando la mejor instantánea de los platos, para luego presentarlos como se merecen en nuestros espacios... Risas y más risas, charlas animadas, conversaciones distendidas... El fin de semana gastronómico llegaba a su fin, y queríamos estirarlo como fuera, ni cansancio, ni ojeras...
El restaurante me resultaba encantador. Miraras donde miraras había un rincón decorado con muy buen gusto.














Y los aperitivos que nos pusieron, además de una presentación exquisita, de sabor estaban de "escándalo".
FINAL: Quiero agradecer a Maribel y Ángel su compañía. Ha sido un viaje muy divertido con ellos, que siempre están riendo, que siempre están haciendo trastadas. Ese Ángel, que nos sorprendió a varios de nosotros dormidos en el autobús.  ¡Sí, él era, ese ser travieso y juguetón que nos pilló de esa guisa y no dudó ni un minuto en inmortalizarnos! ¡qué horror! ¡Esas fotos las quiero clausuradas, YA! Pero la venganza, dicen, se sirve en plato frío, y luego lo pillamos a él. ¡Carita de ángel, que tenía, encima!
Y a Rafa, al que no conocíamos, y que desde el principio conectó con nosotros como si nos conociéramos de más tiempo: simpático, educado, agradable en el trato y la conversación... buena gente, como dicen por aquí.
Y mi Laurita y Pedro, una pareja encantadora, que disfrutaron de todo al máximo, no perdiendo detalle de cada plato, de cada clase, de cada momento. ¡Qué os voy a decir de mi Laurita, si ya la conocéis! Que es un encanto.
Y Reme, ufff qué contar de ella, mi compañera de habitación. Y con muchas cosas en común. Muy  agradable su compañía. ¡Reirnos, nos reimos de lo lindo!
Y aunque fue un placer conocerlos a todos, siempre te quedas con la gente con la que has tratado más: Helena y  Diego,  de Pamplona; que sí, que soy muy pesada, que también tienen un blog, El capricho de helena, que sé que soy muy pesada, pero es que me lo pasé muy bien con ellos. Fueron encantadores, una pareja que, en términos gastronómicos, nos dejó muy buen sabor de boca. Agradables, simpáticos,y muy  buena gente también.
Y CArlos y María, que ya os he comentado anteriormente; y Begoña, y Ana de, y Lola, y Pedro, mi cantante favorito, que en el restaurante también nos arrancamos con alguna cancioncilla más. Mª José y su hija Mª del Mar, con un blog recién estrenado, En el horno de mi abuela. Y no quiero olvidarme tampoco de Karmela, del blog Perrunilla, que también acaba de crearse hace poquito, y que no debéis dejar de visitar, y Mavi, otra encantadora bloguera, con un blog también nuevo, donde el paso a paso nos enseña cómo hacer esas comidas tan ricas que tiene, Cociditodemivida. ¡Ay, qué nombre más apetitoso!
Alejandra Cocina con encanto, un blog con muchas noticias gastronómicas, y que está muy al día en las redes sociales. ¡Ana, de  Cocina con Ana, que no me olvido de tí, que tenemos una visita pendiente a tu tienda de verduras, por si no la conocéis, visitad La mejor verdura. Y Rafa Prades, con un blog gastronómico también muy interesante, una página web con unas fotos impresionantes. Y Trini, de Choconata, otra sevillana salerosa. ¡Ay, que me perdone quien no aparezca aquí! Y El cocinero fiel , ¿no lo conocéis?¡ay, pero si es un hacha en esto de los videos... A ver, aquí os dejo el enlace. El cocinero Fiel. ¿a que ya sabéis quién es? ¡Pues claro!
¡Ah, y que no se me olvide Carlos, que tiene un blog de cocina vegetariana. Vegetalytal. No dejéis de visitarlo. Yo creo que era la única persona vegetariana que fue al Encuentro, y en la cena del sábado le prepararon para él unos platos vegetarianos, que tenían una pinta exquisita. Una persona también encantadora, que nada más llegar nos regaló una chapita de su blog, para que no nos olvidáramos de él. ¡Pues no, Carlos, no me olvidaré! Y tu blog lo visitaré a menudo, que me encantan las verduras.
Y por supuestísimo, y en primer y último lugar, a GRANADA, Armilla por acogernos, a los organizadores de la Feria, y a Ana Gutiérrez, Cocinando entre olivos, la mejor, la más guapa, la más simpática, la más trabajadora, la más buena.... ¡ay, Ana, qué pelotilla soy! jajaja, pero es verdad. Fue un verdadero placer conocerte en persona. Espero que hayas descansado y estés orgullosa de lo que has hecho.

Anécdotas:
Este viaje ha sido una terapia para mía. Los dos días me los pasé riéndome de mí misma, de mis despistes; y riendo con mis compañeros de viaje, porque se generaban momentos divertidos. Ha sido un grupo estupendo.
Yo iba muy preocupada por mis despistes. Pensaba que ya estaba perdiendo la cabeza ( ¡que no digo que no!). Pero en este viaje me he dado que cuenta que no soy yo sóla. Que hay más gente así. Y eso me tranquiliza.
Por ejemplo. Llegamos el primer día al hotel, y nos dan la tarjeta para entrar a la habitación. Reme y yo nos dirigimos con nuestras maletas por el pasillo, con moqueta de colores verdes, ¿.o eran azules? ¡que no me acuerdo!
Vamos comprobando los números. La nuestra es el 25. Llegamos a la habitación. Dejamos las maletas en el suelo, y meto la tarjeta en la ranura. No se abre. Reme me comenta: -"sácala". La saco. De nuevo: -"métela". La meto. La puerta no se abre. Con una luz en rojo. Vuelvo a sacar la tarjeta. Vuelvo a meter la tarjeta: ¡mete, saca, mete, saca! Yo le decía que no había que sacarla, que se ponía verde y se abría... Las dos mirando la tarjeta y dándole al manillar de la puerta, y eso no se movia. De pronto se nos ocurre mirar el número de la habitación... ¡vale, era el 24, y nuestra habitación era la 25! ¡jajajajajjaja, lo que nos tuvimos que reir! Y ya fue una sucesión de risas, carcajadas, miradas cómplices, sonrisas.... ¡vaya viaje divertido!
Ese mismo día por la noche llegamos al hotel, y pedimos unas toallas (sólo habían puesto la mitad). Serían casi las 2 de la madrugada. Estábamos cansadas después de todo un día de actividades. Agotadas, demacradas y con ojeras. Nos dan unas toallas que tenían en el mostrador, y yo las cojo bajo el hombro. Todo el pasillo con las toallas hasta llegar a la habitación. ¡qué glamour! jajajajjaja. La gente venía de algún concierto y nos miraba extrañados. ¿qué les pasará a esta gente, que vienen con esta pinta, con las toallas bajo el brazo y "descojoándose de risa"?
¡Y lo que nos faltaba! Juntarnos con toda esta gente maravillosa que nos volvían a arrancar sonrisas.
Realmente ha sido un fin de semana maravilloso, que nunca olvidaré.
Gracias Ana. Gracias por acordarte de mí, por mandarme ese mensajito largo a mi blog, por trabajar tanto, por tu cariño. Por todo. Por estos momentos tan agradables, por estos ratos en que todo se olvida, en que el mundo se para, el día a día desaparece, y estás inmerso en otro mundo, en otras historias, en intereses compartidos, de tantos sitios, de ciudades distantes, con tantos kilómetros por medio, pero las mismas ganas de compartir, de vivir.


¡Y ya está! ¡ufff, me ha costado un montón, pero al final lo terminé! Nos vemos ya mismo con recetas.
Besos.