22 feb. 2011

MI CRÓNICA SOBRE EL "ENCUENTRO VIRGEN EXTRA DE JAÉN 2.0" (primera parte)

Ha pasado casi un mes desde mi visita a Jaén, para participar en el Encuentro“Virgen Extra de Jaén 2.0” .
Y como esto no tiene FECHA DE CADUCIDAD, aquí estoy, con muchas ganas de contaros muchas cosas. Y creo que quiero contar tanto, que no sabía por dónde comenzar, cómo continuar, y dónde acabar. Pero ya digo. Esto no tiene FIN. Tiene un seguimiento, tiene un estar ahí, tiene un continuo aprendizaje.

Fue un intenso fin de semana, donde he estrujado al máximo cada actividad, cada situación.

Y ahora paso a contaros cómo transcurrió el fin de semana.

Durante los días anteriores estuve un poco nerviosa. Me iba a Jaén, a conocer más de cerca ese producto estrella como es el aceite virgen extra, en su lugar de origen, en su casa, en su ambiente…
El viaje de ida estupendo, contemplando cómo el paisaje iba cambiando, encontrándome con ese bosque inmenso de olivos, con ese "mar de olivos".
Nos instalamos en el hotel El Postigo,  situado en el centro de Úbeda, moderno y acogedor, donde nos recibieron muy bien y desde donde saldríamos para todos los destinos, nuestro cuartel general. Os recomiendo su visita si pasáis por Úbeda.

Tomamos algo en el patio de este precioso hotel, bajo los naranjos y a la sombra de un olivo.
La luz limpia y clara nos invita a disfrutar de unos momentos únicos. El sol calienta, pero no quema. Ana, de Cocinando entre olivos, y yo, conocimos mientras tomábamos una rica tortilla de patatas y una carne, a Eduardo y Ana que venían de Valencia, del blog CocinaConPoco.com. Una pareja encantadora.
La inauguración del Encuentro se produce en el mismo hotel,  a partir de las 17'00. Andrea Pezzini, de la empresa Artificis-Servicios Culturales y Turísticos, nos da la bienvenida y nos presenta al Alcalde de Úbeda, Marcelino Sánchez y a la Vicepresidenta y Diputada de Sostenibilidad, Turismo, Desarrollo Local y Deportes de la Diputación de Jaén, Marian Velasco.
Tanto el Alcalde como la Diputada agradecen con sus palabras nuestra estancia en tierras de Jaén, entusiasmados por este proyecto tan novedoso, e invitándonos a participar de lleno en todas las actividades programadas, y a conocer más de cerca estas ciudades como son Úbeda y Baeza, declaradas Patrimonio de la Humanidad.
Toma la palabra Emilio Tiscar, gerente del Consejo Regulador de la DO “Sierra de Cazorla", quien nos enseñará cómo se realiza una cata de aceite, y a saber diferenciar entre un aceite y otro.
Una explicación clara, donde los conceptos se repiten varias veces, con lo cual se quedan mucho mejor.
Es como si hiciéramos un análisis al aceite, pero sensorial, ya que se produce a través de los sentidos (olfato, gusto y tacto).
Para ello se debe utilizar una copa de vidrio oscuro, de forma acampanada, más ancha por abajo, para evitar que se derrame el aceite y con la boca más estrecha para que se concentren los olores. Suele ser de color azul oscuro, para que el color del aceite no nos confunda.
Se toma la copa y se calienta con la palma de la mano un ratito, se huele el aceite, brevemente. Se tapa y se descansa unos segundos. Se agita el recipiente lentamente, moviéndolo para que el aceite impregne las paredes. Se vuelve a oler, en dos o tres veces. Aquí se pueden descubrir las notas, los defectos o las virtudes.
En las mesas había varios platos de manzanas, para "lavarnos" la boca entre las muestras.
Somos capaces, con esta clase magistral, de diferenciar los tipos de aceite.
Se nos explica la diferencia entre aceite de oliva, virgen y virgen extra.
Dentro de cada clase, también los hay de mejor o peor calidad, todo depende  del estado de la aceituna y cómo se ha elaborado en la almara.
En la cata se suelen encontrar defectos. Estos posibles defectos del aceite son atrojado, mohoso, húmedo, terroso, avinado y rancio entre otros.
Olimos y probamos cuatro tipos de aceites.
Unas breves pinceladas:
Aceite de oliva virgen extra: Cuando se cogen las aceitunas de vuelo (de los árboles, sanas y en perfecto estado.) Se lavan y se molturan el mismo día, se extrae el aceite a baja temperatura, y se almacena en depósitos adecuados. Este es el puro "zumo de la aceituna". Durante la cata, no se observan defectos. Es un aceite con olores a hierba, fruta. En boca pica un poco.
Aceite de oliva virgen:  Cuando hay algún defecto en la aceituna, o se pierde calidad en alguno de los procesos.
Aceite de oliva (lampante y refinado): Cuando hay una gran pérdida de la calidad, cuando la aceituna ha madurado demasiado, se ha dañado, y contaminado con tierra y hojas, etc... En estos casos se produce un aceite sin olor, sabor ni color, no apto para el consumo.,
Para que pueda ser consumido, se refina, eliminando todos los componentes no deseados, pero también las virtudes que pueda tener.A este aceite se le añade una cierta cantidad de aceite de oliva virgen extra, y así le aporta color y sabor, y se comercializa como aceite de oliva refinado.
Después de la cata, un tiempo para descansar y ponernos en marcha hacia la visita a Baeza.
Nos acompaña Sebastián                      y nos explica, brevemente,  con anécdotas incluídas, la historia de Baeza, los principales monumentos.
La noche invita al paseo. Las calles están silenciosas.
Estamos cansados de todo un día de viaje, pero en ningún momento decae el interés por conocer más sobre este precioso pueblo jiennense. Baeza, la ciudad de Machado.
Pasear por sus calles es todo un lujo y una sorpresa continua. Ante nuestros ojos aparecen iglesias y palacios del Renacimiento andaluz, al igual que numerosos monumentos medievales. Callejones silenciosos, empedrados, con cierto olor a historia pasada y vivida.
En sus calles se grabaron escenas para películas: "Alatriste", "Curro JIménez", "Santa Teresa de Jesús",  "Rojo y Negro", "La Princesa de Éboli", etc.
La Plaza y Fuente de los Leones, la Audiencia Civil o Casa del Pópulo, hoy Oficina de Turismo; la Puerta de Jaén y Arco de Villalar, la curiosa y artística Fuente de Santa María, El Palacio de Jabalquinto, una de las joyas del gótico isabelino; Iglesia de Sta. Cruz, iglesia de estilo románico mejor conservada de Andalucía. En mi blog de Viajar es Placer en breve habrá más detalles de todos estos monumentos.



De copas por Baeza, algo muy típico en Jaén y Granada, paramos en el Restaurante la Góndola.
Luego otra visita al Restaurante el Trillo,

Empapados de tanta historia, y de una rica cena, nos fuimos a descansar, aunque algunos siguieron una tertulia en el salón del hotel, comentando e intercambiando sus impresiones sobre todo lo vivido.

SÁBADO 15 DE ENERO:
Desayuno en el hotel, preparándonos para otra intensa jornada:  aceite de oliva vrgen extra, de varios tipos; bollitos, magdalenas y tortas de las monjas, panecillos, zumos, etc...


La siguiente parada era Peal de Berrero para visitar la Cooperativa "La Encarnación".

La tierra, el clima, la aceituna picual y royal, producen un aceite de una calidad inmejorable, bajo la denominación de Origen "Sierra de Cazorla".
Fernando Ortega, de la  plataforma on-line "iloveaceite", nos acompaña durante nuestra visita, donde podemos ver todo el proceso. Cómo llegan y se descargan las aceitunas, se pasan después a unas tolvas, cada una de ellas destinada a un tipo de aceituna. Cada tolva tiene 4 líneas de selección.

Después de pasar por las tolvas, pasa a un molino donde se trituran y pasa por unas tuberías, se separan líquidos y sólidos. Después a una centrigugadora para limpiar. No hay ningún producto químico.

El proceso es muy rápido, y se hace en menos de 24 horas, obteniéndose así, mejor aceite y de más calidad.
En la misma cooperativa disfrutamos del típico "desayuno molinero" con los dos tipos de aceite.


Pudimos probar el auténtico zumo de la aceituna, recién sacado de los bidones, como se puede comprobar en la foto.

Tras esta visita tan enriquecedora, nos trasladamos a una finca donde se estaba recogiendo la aceituna, ubicada en Torreperogil.
Esto me recordó, de nuevo, mis aventuras aceituneras.





Distintos momentos de las faenas del campo. Las botas llenas de barro (como dos kilos más) son las mías, ya de regreso.
Las aceitunas maduran a partir de noviembre y se prolonga hasta diciembre y enero, con lo que a principios del invierno es cuando la aceituna está en su punto óptimo de recogida.
Las distintas maneras de "ordeñar" las aceitunas, lo contaré en una entrada posterior. Pero adelantar que se hace de manera tradicional y más moderna. El ordeño se suele hacer pasando la mano por los racimos de aceituna, con un instrumento que se parece a un peine, o vareando las ramas, haciendo caer las aceitunas con los golpes que se le dan con unas varas largas. Se utilizan unas redes para que las aceitunas no caigan al suelo y se contaminen o estropeen.  Se ponen en unas espuertas, después a unas cajas o sacos, y finalmente al camión para su transporte a las almazaras.

Y durante nuestro viaje de vuelta, ya por la tarde y anocheciendo, veíamos camiones y camiones transportando la aceituna de los distintos tajos.

Después de adelgazar dos kilos, tras la limpieza de las botas como pudimos, nos acercamos al Restaurante LA SARGA, donde celebran todo tipo de eventos (bodas, comuniones, reuniones de empresa, etc...)
Me sorprendió ver con qué gusto estaba todo decorado. En los servicios no faltaba un detalle. Jarrones con flores en los salones, mesas bien vestidas, grandes ventanales con hermosas cortinas a juego con los manteles, etc...
El cocinero José Lorente nos hizo la demostración de un ajoblanco con piñones, que más tarde degustamos en el restaurante que tenían en el mismo pueblo de Cazorla, más pequeñito y acogedor, con los mismos detalles que en el anterior.

El menú degustación estaba exquisito: paté de morcilla, ensalada de naranja y bacalao con nueces, alcachofas en salsa de romero, bacalao al azafrán, lomitos de cordero segureño en salsa de trufa y de postre, manjar blanco, gelatina de lichi sobre bizcocho de nueces con un hilo de caramelo y helado de gachas dulce.

Después de este apetitoso almuerzo, visitamos parte de Cazorla, la plaza, el castillo al fondo.
La tarde fría pero agradable invitaba a fotografiar cada momento.
Ya en el restaurante, todos sacaban fotos de los platos, comentábamos las recetas, y muchos twiteaban continuamente, ofreciendo en cada momento crónica de lo que estábamos viviendo, al instante.
Las redes sociales bullian de actividad.

Anécdotas del viaje:

Antes de terminar esta crónica,  quiero comentaros una cosa que no es habitual en mí. No vayáis a pensar que me he vuelto loca o algo así, jajajaj. Pero es algo que me ha pasado y quiero comenzar así.
Nada más llegar a Málaga, y durante los primeros días, recibí comentarios de que estaba muy guapa (¡ay, qué apuro ponerlo aquí!), de que me brillaban los ojos, que qué me he hecho en la cara, que estaba muy bien… En el trabajo, mi familia, mis amigas…

Esto me lleva a pensar una cosa: ¿qué pasó ese fin de semana que me ha hecho estar así?
Podemos pensar que ha sido por haberlo pasado tan bien, en mi tierra, relajada, sin obligaciones, sin tareas, viendo a mi familia, etc.

Pero otras veces ha pasado así y no ha ocurrido nada.

Yo más bien pienso que ha sido todo junto: Despejarme del trabajo, de las tareas diarias, reencontrarme con mi tierra, en un ambiente distendido, convivir con gente maravillosa que comparten mis intereses, respirar el aire de Jaén, sentir la amabilidad de su gente, y por supuesto, EL BUEN ACEITE.
Un fin de semana tomando aceite en el desayuno, en el almuerzo, y en la cena, con ese sol limpio y claro que nos acompañó, creo que me ha hecho mucho bien.

Conclusión: El aceite de Oliva Virgen Extra embellece.

Otra anécdota.
El viernes por la mañana cogí el autobús, y camino de Granada, adormilada,  recibo la llamada de mi primo, que trabaja en Canal Sur, y me comenta que me llamarán para hacerme una entrevista por la radio, para noticias a nivel provincial.

Me pilla de sorpresa, igual que ellos cuando se enteraron, y les pareció un evento muy importante. Levantó mucha expectación. Incluso me comentaron que irían las cámaras para grabar en directo. Comenzamos, entonces, con la publicidad y promoción del aceite virgen extra.

Mientras espero la llamada, comienzo a recordar todo lo relativo a este Encuentro, buscando en la memoria el programa, las actividades programadas, quiénes íbamos, de qué partes de España, etc...
´Tenía en la cabeza todos los datos necesarios para realizar una buena intervención. ¡ufff, qué bien! Mi memoria funcionaba a la perfección, y me sentía satisfecha, porque podría dar muchos datos que no tenía delante. Me había preparado mentalmente mi discurso, y estaba feliz, porque lo haría muy bien, jajajaja.
Recibo la llamada, me dicen que salude y diga buenos días, que van a emitir en directo. ¡Uff, qué responsabilidad! Mi primera aparición en los medios.
Pues me dicen buenos digas, yo saludo muy formalmente, y comienzan las preguntas. Todas las que me hicieron, no tenían nada que ver con lo que me había preparado.
¿Si conocía a todos los que íbamos? En parte sí, por el encuentro realizado en Granada, GASTROTUR, hace más de 3 meses. Otros por los blogs, seguidores del mío, y yo seguidora de los suyos. Y otros no tanto.

¿qué esperábamos, como grupo, de este encuentro?
Esta sí que me pilla de sorpresa. ¿que qué esperábamos como grupo? ¡Hombre! Teniendo en cuenta uqe no los conocía a todos, que no había tenido tiempo de intercambiar nuestras previsiones para este Encuentro, pues no podía hablar en nombre del grupo, pero sí en el mìo propio, que esperaba que con esta actividad tan novedosa, el aceite de oliva virgen extra se conociera en toda España, y se diera la publicidad y promoción que se merece. En este caso, el de Jaén. Sus virtudes y beneficios para la salud, y para desterrar mitos falsos sobre el mismo.

Yo buscaba, y buscaba en mi cabeza, donde estaban todos los datos, esperando encontrar algo que le viniera bien a la siguiente pregunta, entre todo lo que recordaba. ¡Pues nada1 Las otras preguntas eran más o menos parecidas, y no iba a decir lo mismo. Así es que cambiaba las palabras, lo decía de otra forma, pero decía pràcticamente lo mismo. jajajja, ¡vaya primera invertención para los medios!

¡Bueno! No era nada de lo que me había preparado, e intenté salir lo mejor posible.
Después del madrugón y el viaje, y la sorpresa de la intervención en radio, y en directo, pues creo que no salió mal.
¡Enfín! Tendré que practicar más las intervenciones sorpresas.

Y hasta aquí puedo contar, de momento
 En próximas entradas contaré la cena y el día siguiente, que fue mucho más intenso.

8 comentarios:

Entrando en la Cocina con Claire dijo...

Me encanta tu blog y tus recetas, te he dejado un premio en el mío.
http://entrandoenlacocina.blogspot.com/2011/02/el-blog-recibe-su-segundo-premio-de.html

Un besote y sigue así!

ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

Hoy vengo a pedir algo, lo necesito.
Ir a mi blog y leerlo, darme todas las soluciones que estén en vuestras manos.
Miles de gracias por esta ayuda.
MI NOMBRE: ELENA ZULUETA DE MADARIAGA

MI BLOG: CUATROESPECIAS.BLOGSPOT.COM

LA COCINERA DE BETULO dijo...

Te vas a hacer famosa, hasta te entrevistan y todo, qué lujo!
Ya veo por tus explicaciones y las de otros blogs que lo pasastéis genial y con un buen aceite que hace maravillas.
Y es que últimamente se te ve poco.
Besos.

Laurita dijo...

Jejeje yo estaba recordando todo lo que me habías contado, ¡no te has dejado ningún detalle! Espero a que cuentes la segunda parte. SE te acumulan las tareas! Por que cuando temrines esta crónica dle encuentro tendrás que contar en el que estás ahora!

Un besazo guapa! Y toma mucho aceite, así vendrás radiante!

cristina dijo...

vaya encuentro mas guay tuvisteis chicaaaaaaa besitos

blogartificis dijo...

¡Gracias Mª Ángeles por acordarte de nosotros! Te esperamos de nuevo en Úbeda, besos.

Claudia dijo...

Hola Mª Ángeles, perdona que no he podido escribirte antes pero esta semana he comenzado un nuevo trabajo y estoy algo liada. Mira con respecto a tu pregunta de hace unos días en mi blog de dónde compro el praliné, como te comenté anteriormente el que usé en loc bombones melo trajeron de Argentina pero aquí lo puedes conseguir en Solé Graells http://www.solegraells.com/tienda/ y creo que también en Dulce Amargo www.dulceamargo.com.
Espero que te sirva de ayuda. Ya me contarás.
Un beso.
Claudia

Aceite de oliva virgen dijo...

Me ha encantado tu entrada, el cariño con el tratas al aceite de oliva virgen extra.

Por eso me preocupa noticias como la que vi ayer, de que Europa va a aceptar el aceite desodorizado como virgen extra.