22 de mar. de 2009

ALCACHOFAS REBOZADAS AL AROMA DE TOMILLO


Ingredientes:
  • Ocho alcachofas,
  • Cien gramos de harina,
  • Ocho lonchas finas de jamón serrano,
  • dos huevos,
  • una rama de tomillo, o una cucharadita si es de bote,
  • un poco de perejil,
  • dos dientes de ajo,
  • medio vasito de vino blanco,
  • un limón,
  • aceite de oliva, pimienta blanca y sal
Preparación:
  • Lava, seca y pica el tomillo y el perejil.
  • Mezcla el zumo del limón, con el aceite, y bate bien.. Echa una poquita de pimienta recién molida.
  • Añade las hierbas picadas con los ajos también picados.
  • Una vez limpias las alcachofas, y cortadas en cuatro trozos, colócalas en un cuenco y echa por encima el preparado anterior. Deja que se macere al menos media hora.,
  • Separa las yemas de las claras de los huevos,
  • Bate las yemas con la harina y el vino, y remueve hasta que adquiera una consistencia como una papilla lisa,
  • Monta las claras a punto de nieve con una pizca de sal y las incorporas, poco a poco, envolviendo de abajo arriba,
  • Escurre las alcachofas, y una por una pasa por la masa del rebozado,
  • En una sartén honda, echa el aceite, y cuando esté bien caliente, ve echando cada trozo de las alcachofas y friendo, dorando por ambos lados.
  • Escurre sobre papel de cocina, sazona y sírvelas enseguida.
  • La mitad de ellas, antes de rebozarlas, envuélvelas en media loncha de jamón serrano. Verás qué ricas están. ¡De lujo!
Andalucía fue, posiblemente, el primer sitio en el que se cultivaron las alcachofas y, quizás por este motivo, el recetario de esta región es muy extenso. Las alcachofas tienen multitud de beneficios para la salud. Aparte de ser diuréticas y facilitar la eliminación de toxinas y de líquidos por lo que es muy indicada para realizar dietas, las alcachofas contienen vitaminas y nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento del organismo.

15 de mar. de 2009

TE QUIERO, TE QUIERO, interpretado por Laura León Sánchez

Para mi familia y amistades, que desde Jaén y otros lugares nos siguen. Siguen este blog y siguen la evolución de Laura. Aquí tienen otra actuación de ella en el Bukaros, hace menos de una semana. Nos mantuvo con la boca abierta.

video

Por si está lento el ordenador, aquí tenéis el enlace:

http://www.youtube.com/watch?v=taEAahmEcFM


9 de mar. de 2009

PIMIENTOS DEL PIQUILLO QUE NUNCA FALTAN EN NAVIDAD.


Ingredientes: (Ingredientes para cuatro personas, con regalo)
  • Dos latas de pimiento del piquillo o botes (unos dieciséis aproximadamente), 
  • Ciento cincuenta gramos de carne picada, 
  • Dos huevos cocidos,
  • Cuatro cucharadas de tomate triturado o frito,
  • una cebolla grande,
  • Dos dientes de ajo,
  • dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra (le puede ir muy bien un aceite de la variedad arbequina, y yo le pongo el de OleoBetica
  • sal y pimienta
Preparación: 

  1. Pica la cuarta parte de la cebolla y un ajo, y échalos en una sartén con el aceite. Dora sin que llegue a quemarse. 
  2. Añade la carn salpimentada, y remueve hasta que pierda el color rosa, 
  3. Incorpora el tomate triturado, deja hacer unos minutos hasta que el tomate esté frito. Yo lo que hago es echar dos cucharadas de triturado, y cuando esté hecho, le añado otras dos cucharadas de tomate frito. 
  4. Remueve y añade los huevos bien picados. 
  5. Aparta en un cuenco y reserva.
  6. En la misma sartén (la limpias con un papel de cocina), pones otras tres cucharadas de aceite, y echas el resto de la cebolla, también picada. Cuando esté dorada, añade cuatro pimientos del piquillo picados y una cucharada de harina. Vierte caldo de la lata de los pimientos y un vaso de agua. Cuece unos minutos, y añade sal y un poco de pimienta. Si ves que la salsa está muy espesa, vuelve a añadir agua.
  7. Pasa por la batidora.
  8. Rellena con la carne picada, huevos y salsa de tomate los pimientos restantes. Coloca en una cazuela, y añade la salsa. Calienta unos minutos.
  9. Para que resulte más barata, también se puede hacer el relleno con restos de pollo o de pescado.
Se distingue de otras variedades de pimientos por su característico sabor y por su calidad, lo que les hace gozar de reconocimiento internacional figurando en el Registro Europeo de Denominación de Origen de Productos Agrícolas. Aunque los pimientos son originarios de América Central y fueron introducidos en España por Cristóbal Colón, el pimiento del piquillo es una variedad singular y autóctona, única dentro de su propio género, que en el termino geográfico de Navarra y municipios limítrofes, alcanzan su máxima calidad gustativa.
Poseen gran cantidad de caroteno (característico color rojo). Ricos en vitamina C (antioxidante), buena fuente de fibra.- Sus posibilidades culinarias son inabarcables.