11 feb. 2009

CALAMARES FRITOS

¡qué facil es preparar un buen plato de calamares fritos! ¡y qué ricos que están! ¿los habéis probado como se comen en Madrid, en bocadillo? Están buenísimos. Aquí os dejo cómo se pueden hacer para que resulten más exquisitos todavía.Ingredientes:
  • Medio kilo de calamares,
  • un plato con harina,
  • un vasito con dos dedos de vinagre,
  • tres dientes de ajo,
  • sal y aceite de oliva virgen,

Preparación:
  • Limpia bien los calamres, quitándoles la piel, los tentáculos y la tinta,
  • Córtalos en aros,
  • Sazona y enharina, sacudiendo un poco para quitarle lo sobrante,
  • Fríe en una sartén ancha con abundante aceite bien caliente,
  • Cuando estén dorados, échale los ajos fileteados, y antes de que se quemen, agrega el vinagre, espurreando y tapa enseguida con una tapadera para que no salte el aceite. Deja que se haga un minuto.
  • Sírvelos espolvoreados con perejil.

6 comentarios:

Maricruz dijo...

mis calamares no salen en aros!!!!
lucesdelahavana@hotmail.com

la Mami dijo...

nunca habia visto esa manera de hacer los calamares....
pones los ajos y el vinagre sin quitar aceite?¡
o lo he entendido mal...
gracias por tu atencion

Mª Ángeles Sánchez dijo...

Hola, Mami.
Es verdad que es una forma rara de hacerlos. Yo siempre no los hago así, sólo cuando quiero sorprender con un sabor distinto y original.
cuando están fritos, echo las rodajas de ajos y salpico con el vinagre, espurreando y tapo, para que no salte. Los dejo unos segundos, y cogen un saborcillo exquisito. Prúebalos alguna vez, sólo para ver cómo están.
Te sorprenderá.
Ah, el aceite sigue ahí, esperando a freirse otra tanda ´(eso sí, si quieres saca los ajos para que no se quemen, y echa otros).

Domi dijo...

Qué rico un bocata de calamares con mayonesa, ummm. Lo de los ajos no lo sabía, la próxima vez que haga lo probaré. Un beso.

Anónimo dijo...

quiero saber si hay que hervirlos antes para que no queden duros

Mª Ángeles Sánchez dijo...

Anónimo, me gustaría saber tu nombre para dirijirme a tí.
Si los calamares son frescos, no hay que cocerlos antes. Salen tiernos.
Y si son congelados, tampoco.
Un buen calamar, con el calor de la fritura, ya se ponen tiernos por dentro, y además el sabor es inigualable.
¡Suerte!